Terapias alternativas para las ratas
   

Hay veces que las ratitas que adoptamos pueden tener ciertos problemas a nivel psicológico, estos pueden ser tan simples como una cierta desconfianza o más complicados como haber sufrido un trauma. También podemos usar estas técnicas para acostumbrarlas mejor a nosotros o, simplemente, para ayudar a que se relaje y proporcionarle un rato de placer.

Estas terapias se basan en cosas naturales y tan simples como la música, los aromas o el masaje y, ciertamente, son eficaces, siempre y cuando se realicen bien, por supuesto.

Es muy importante que, a la hora de realizar cualquier técnica con nuestras ratas, nuestro estado físico y psicológico ha de ser armónico y relajado. Si estamos en un estado de ánimo alterado ellas lo notarán y la terapia no funcionará como deseamos, pudiendo llegar incluso a tener un efecto contrario y negativo. Con todo animal, si queremos enseñarle a relajarse tenemos que dar nosotros primero el ejemplo! No podemos pretender enseñarles algo que nosotros mismos no podamos hacer.

   
 
página siguiente